EGUZKILORE, flor protectora.



La Carlina acaulis, la carlina o carlina angélica, tambien llamada Eguzkilore es una planta bienal, que crece a ras de suelo, crece en montañas, pastizales y prados, y florece de junio hasta septiembre.

 

Su habitat son los Pirineos, País Vasco, Navarra y Cantabria.

 

Como planta ornamental seca se emplea como elemento protector contra las Brujas y Brujos y contra la oscuridad, la maldad y los malos espíritus.

 

Se colocan en puertas, ventanas y chimeneas para evitar la entrada de las brujas que debido a su gran curiosidad cuentan los flósculos que componen la inflorescencia haciéndoseles de día, momento en el cual deben volver a sus refugios sin haber cometido ninguna maldad.

 

En el País Vasco y Navarra, es una de las soluciones que AMALUR proporcionó para proteger a los mortales de los genios nocturnos.